Mi primer artículo en este blog, era una oda al amor digital – BIT LOV3. Hoy hace casi 5 años de esa publicación. El “Online dating” y “el matchmaking” era una tendencia en auge y en ese momento ya vaticinaba que muchos usuarios encontraban citas rápidas o el amor de sus vidas mediante una plataforma que era Facebook, que aunque no era mayoritaria para estos menesteres funcionaba muy bien, sin ser específica como Badoo, meetic, eDarling, match.com, adoptauntío.com, ok cupid dating, Vk Dating, Black, roman dating, dating, tinder, Bender, Sruff, Streetmatching, meet me, zoosk, Be2, tinder, Pure, u4bear, y just made love, Ashley Madison, SinglesNet, Loventine, c-date, edate, CasualClub, Datehookup, eHarmony, Plentyoffish,amigos.com, zonacitas.com, elamordetuvida.com, setravieso.com, goomena, madurascalientes, erovie, fuego de vida, mobifriends, quecontactos, relaciones ocasionales online, contactos, mejoramor.com … Bajo quizás fue la red social que antes se anticipó al futuro y se centro en el folleteo puro y duro para la generación más hiperconectada; pero la que más tiempo pasa sola, la que menos se relaciona con otros usuarios de carne y hueso y experimenta un primer contacto digital para operar sobre seguro. Un escaparate para la carne, rápido y eficiente sin enfrentarse cara a cara a la frustraciones que generan las negativas. Un no indoloro, rápido de asumir y de gestionar o pivotar hacia una emoción más placentera que está tras la siguiente ventana que se abra.

Cinco años después y tras la estela dejada por el escándalo de Cambridge analytica, Facebook el gigante que aglutina casi 2.800 millones de usuarios, parece que en un intento de hacer una cortina de humo, lanza una nueva funcionalidad que permite encontrar pareja o romance fugaz,  a pesar de que no lo quieran vender de esta manera… y yo pensando que Linkedin era el nuevo Tinder y Facebook el nuevo Linkedin, solo me adelanté un paso en la evolución, puto Darwin.

Odio que la gente me añada en Linkedin sin una pregunta, sin una presentación, que quieran que seamos amigos solo por la foto o por un cargo. Aquí esta el “speed business dating”! No hay un contacto, una apretón de manos, un “Hola qué tal?” un “Te conozco por”, un “Tu perfil me parece interesante”… parece que alguien te dice, vamos a estar conectados te guste o no… pero yo no quiero, !Ah, pues muy bien! Me la pela porque yo sí que quiero. Esto es como que tu pareja te diga, “te dejo” y tu le digas perfecto, haz lo que quieras; pero que sepas que yo a ti no!

Pues bien el gigante líder en la generación de información y desinformación, líder en la expansión de HOAX o fake news gracias a ser uno de los capitanes de la era VUCA (Volatility, Uncertainty, Complexity, Ambiguity), se lanza a ser fiel con su estrategia de brand building. El primer punto de esta estrategia está recogido en su RSC, y es el siguiente “Voy a conseguir usuarios a toda costa para crecer más y cuanto más rápido mejor, sin preocuparme por mis usuarios; pero mucho menos por su privacidad”. Este último punto es importante porque nos vuelve a trasladar al escándalo de Cambridge analytica, ya que en la presentación de la App recalcan que esta nueva funcionalidad está pensada para mantener la privacidad del usuario. Aún o se sabe si podrás pasar fotos rollo Tinder o como va a ser; pero lo que si sabemos que no necesitas salir de la App, lo que hace que levantes menos suspicacias ante alguien que te revise el móvil. No solo detectará la proximidad de alguien que al que le hayas dado me gusta y si el te elige que puedas establecer una conversación, si no que te dirá, de los eventos a los que vas a ir, si alguno de los que se haya dado de alta en la nueva funcionalidad irá! Lo que te facilita la labor de cortejo.

Es gracioso que llegue esta noticia, cuando una semana antes después de entrenar haya escuchando a un grupo de adolescentes buscando presas mediante otra App que no me esperaba… alguno podréis tildarme ya de viejo. La App de moda para el ligoteo entre adolescentes es el INSTAGRAM… ahora la chafallada busca cuentas por proximidad, en iconos sería (Lupa + barra de buscar + selección de posición + Tag ciudad). Tan fácil como elegir a la persona y por una especie de alquimia que aún no he podido interiorizar, darle  3 likes. No uno, ni dos, tres es la clave.

Lo más gracioso es que Instagram que tiene 1.000 millón de usuarios, es de Facebook al igual que WhatsApp que tiene 1.500 millones de usuarios.

Podéis pensar en el peso que sigue cogiendo esta compañía? Hemos pensado en la cantidad de información que tiene nuestra y su nivel de segmentación? De que manera puede condicionar nuestra opinión? Dónde esta el límite o el control?

El cambio de paradigma es irreversible, ya no podemos parar este multiverso que posibilita internet y a uno de sus dioses Facebook que nos va a follar a todos.

Imagen| Glen Carrie

@Veloriam

@InnovacionAv